En este nuevo artículo elijo orientar mis palabras hacia las decisiones que usted, lector, va a elegir tomar en este día. No podemos cambiar hoy nuestro destino, pero sí podemos cambiar nuestra dirección. Usted no notará las consecuencias de sus decisiones hasta un evento particular en un futuro lejano, e inclusive puede no notarlas en ese momento, si no está preparado para hacerlo.

Hoy en día veo mi vida como un reflejo de buenas decisiones tomadas con conciencia, gracias a haber fallado en la toma de decisiones en el pasado. Hoy puedo ver cómo cada decisión, por más pequeña que sea, influyó en mi carácter. Esto es lo más importante de las decisiones, no es tan importante la consecuencia que generan a nivel externo, porque estas siempre pueden cambiarse. El valor de tomar una buena decisión reside en la imagen que formamos de nosotros mismos… Nuestra vida se despliega a partir de esa imagen.

Como ya hemos comentado en otro artículo, la magnífica analogía que hace Steve Jobs de la vida en este pequeño fragmento de su discurso en Stanford:

“…no puedes conectar los puntos viendo hacia adelante; sólo puedes conectarlos mirando hacia atrás. De modo que tienes que confiar en que los puntos de alguna forma se conecten en el futuro. Tienes que confiar en algo: tu instinto, destino, vida, karma, lo que sea.”

Hoy puedo hablar con firmeza sobre esto, porque he tomado malas decisiones que me llevaron a malos resultados. Y hoy me encuentro con una gran victoria personal, que solo yo puedo sentir, porque mis decisiones formaron la imagen de la grandeza en mí mismo. Mi mayor deseo con estas palabras es poder hacer consciente a las personas de la causa de sus consecuencias.

La gran parte de la sociedad falla en conseguir su sueño porque encasilla sus magníficas ideas en grandes eventos únicos que transcurren como en las películas de ficción. Las personas que logran grandes éxitos, terminan comprendiendo, que los puntos se conectan en un futuro gracias a las pequeñas victorias internas que tuvieron día a día. Ese gran evento único llega cuando tuvimos infinidad de pequeños momentos privados. En mi propia experiencia, hoy me siento capacitado para poder escribir artículos interesantes, con palabras que puedan inspirar a otras a la acción, y a un cambio positivo en su vida. ¡Esto no es un accidente! El no posponer el despertador en la mañana, el respetar mi régimen de entrenamiento, la hora de lectura cuando no estaba motivado a hacerlo, la fuerza de voluntad y el esfuerzo consciente que aplique fueron el precio que pague para hoy poder influir con mis palabras en el lector de este artículo. Lo que digo está firmemente respaldado por lo que creo, y la fe no puede reemplazarse con ningún tipo de habilidad engañosa. Habrá escuchado la siguiente frase:

“Lo que eres habla tan alto que no puedo escuchar lo que dices”.

– Ralph Waldo Emerson. ⭐️

Es importante que sepas que no vas a poder conectar los puntos mirando hacia adelante, porque eso suele desalentar mucho al espíritu humano. Debe prometerse a usted mismo: “Tomaré mis propias decisiones.

Podría ser útil para usted la metáfora de los caminos; en este día de su vida usted se ha levantado y ha notado que delante de usted hay dos caminos. Uno dice “izquierda”, y el otro, “derecha”. No hará gran diferencia que hoy usted tome el camino de la derecha y empiece a desandarlo, tal vez tampoco haga una gran diferencia que lo haga mañana, aún puede volver y comenzar a transitar el otro camino. Pero si usted decide tomar el camino de la derecha, y día a día con sus decisiones, continúa tomando ese camino, no tardara demasiado tiempo en notar los resultados. Podrá conectar los puntos hacia atrás y notar si usted tomo la decisión sencilla o la decisión difícil, podrá notar si eligió el dolor de la disciplina o debe soportar ahora, el dolor del arrepentimiento. ¡Su consciencia no le permitirá engañarse a sí mismo! Aún menos le permitirá engañar a otras personas, lo que usted es, hablará escandalosamente.

image

Yo estoy absolutamente seguro de que usted entiende el punto al que me dirijo, pero, ¿es consciente de cómo funciona en su vida? Cada decisión tiene dos papeles, uno es el de la acción que toma, y el otro es la acción que no toma. El mismo paso que logra que se aproxime a algo, hace que se aleje de lo otro. 

No estoy hablando de nada nuevo hoy. La gran mayoría de las personas es consciente de esto, muy pocos lo aplican. Tal vez, en este único día en su vida, el único 06/06/15 que vivirá, usted puede empezar a tomar distintas decisiones. ¡La decisión que lo hará sentir orgulloso!

¡Gracias por su tiempo! ¿Tiene alguna pregunta?

 

Anuncios